Evaluación Académica

Beneficios de la evaluación del estudiante

El proceso sistémico de evaluación del estudiante contribuye a:

  • Demostrar las metas de transferencia y adquisición en la aplicación de los conceptos aprendidos.
  • Obtener información sobre el proceso y el producto del aprendizaje de todos los estudiantes.
  • Reflexionar sobre el proceso de enseñanza y aprendizaje; por consiguiente, mejorar la ejecución académica al generar ideas e intervenciones que contribuyan al aprendizaje futuro del estudiante.
  • Desarrollar procesos de autoevaluación para determinar el progreso alcanzado y emitir juicios acerca del aprendizaje.
  • Emitir juicios con relación a la proficiencia y el crecimiento académico de los estudiantes.
  • Determinar la calidad de las estrategias de instrucción y el alcance de los estándares y objetivos anuales medibles.

Tipos de evaluación

La evaluación del aprovechamiento académico es un proceso sistemático y continuo.  La evaluación permite emitir juicios sobre el aprovechamiento académico alcanzado por el estudiante con relación al desarrollo de conceptos, destrezas y actitudes alineados a los estándares de contenido por grado y por materia.  El DEPR utiliza los siguientes tipos de evaluación de acuerdo a sus respectivos propósitos:

  • Evaluación diagnóstica
    • Se identifican las fortalezas del estudiante y las dificultades dentro de un contenido dado.  A través de esta evaluación se pueden identificar necesidades académicas recurrentes para determinar un grupo posibles estrategias e intervenciones.  Una evaluación diagnóstica comprensiva, incluye otras modalidades de observación, tales como entrevistas a estudiantes y padres, permite la exploración de otros aspectos como estilos de aprendizaje y determinación de posibles causas que podrían interferir con el aprendizaje.
  • Evaluación formativa
    • Con esta evaluación se determina si el estudiante está progresando en el logro de los objetivos previamente establecidos para ofrecer refuerzo en la enseñanza como seguimiento al proceso de aprendizaje.
    • La evaluación formativa permite, además de identificar problemas o dificultades, la validación de estrategias durante el proceso de enseñanza y aprendizaje para realizar cambios.
    • Es importante reconocer que la evaluación formativa está directamente ligada a la instrucción diaria en la sala de clases.  Es implementada por el maestro como parte de las actividades planificadas.  Ejemplos de instrumentos y técnicas de evaluación lo son: medición, assessment y evaluación y son parte de la evaluación formativa.
    • Las tareas de desempeño – establecidas en los mapas curriculares – que realiza el estudiante demuestran el nivel de aprovechamiento académico de este a través de una tarea de ejecución. Esta tarea se evalúa con una rúbrica que garantiza los indicadores mínimos requeridos que demuestren el nivel de aprovechamiento y la aplicación del conocimiento por parte del estudiante.
    • Los instrumentos estandarizados de evaluación del DEPR también formarán parte de la evaluación formativa del estudiante.  Estas puntuaciones serán adjudicadas automáticamente a través del Sistema de Información Estudiantil (SIE) a cada estudiante, de acuerdo a su nivel de proficiencia.
  • Evaluación Sumativa
  • Este tipo de evaluación determina el logro alcanzado por el estudiante en torno a su aprovechamiento académico al finalizar una unidad, semestre, curso o programa con relación a los objetivos esperados y previamente establecidos.  La acumulación de tareas de desempeño junto a otras evaluaciones formativas constituyen la evaluación sumativa del estudiante para adjudicar la nota final.
A %d blogueros les gusta esto: